criticas (886)
    Criticas de Cine (145)
    Deportivas (37)
    Duras (222)
    Generales (252)
    Juegos (27)
    Literatura (50)
    Musica (76)
    TV y Famosos (77)
   eroticos (3048)
    Anales (115)
    Desvirgaciones (403)
    Dominación (116)
    Fantasías Eroticas (210)
    Gays (497)
    Hetero (787)
    Lesbianas (161)
    Lluvia dorada (28)
    Orgías (164)
    Otros (332)
    Sadomaso (35)
    Transexuales (57)
    Voyerismo (67)
    Zoofilia (76)
   fantasia (2148)
    Epica (233)
    Fantasia General (543)
    Poesia (424)
    Rol (182)
    Romantica (766)
   ficcion (1044)
    Ciencia Ficción (192)
    Futuristas (102)
    Narrativa Libre (660)
    Ovnis (27)
    Snuff (67)
   humor (1088)
    Asi soy yo.... (60)
    Bromas (28)
    Chistes (398)
    Citas y Frases (42)
    Fabulas (45)
    Hechos Reales (186)
    Parodias (197)
    Piropos (67)
    Sexuales (65)
   terror (2722)
    Asesinos en serie (160)
    Espiritismo (124)
    Hechos reales (724)
    Pesadillas (256)
    Teorias (69)
    Terror General (790)
    vampiros (599)
 
 Top 5
    Como escapados de un ..
    Solo se ...que me sie..
    Las cosas que nunca t..
    De repente oscuridad
    Valiente Guerrero, Mo..
 
Recomendamos
Relatos Cortos, la mayor web de relatos te trae relatos de terror, eroticos, humor, ficcion, fantasia y criticas.
     

  fantasia > Romanticavive por los dos

------------------------------------------------------------------------------------
 
se publicó en la web el 19 de Mayo del 2008

Desde entonces este relato ha sido leido 1,603 veces desde que apareció en www.relatoscortos.com, y ha recibido 12 votos.

Los visitantes han dejado escritos 0 comentarios

------------------------------------------------------------------------------------
  Categoría: fantasia > Romantica
  Titulo:

Cuando desperté, sudor frío recorría mi espalda… otra vez aquella pesadilla, mi historia de terror. Una noche lluviosa, un espectro oscuro, el accidente… su muerte. De eso hacia ya casi un año, mañana haría un año, pero el dolor todavía no había desaparecido. Intente volver a dormir pero, como siempre, el sueño no acudió a mi llamada. Aquel rostro perfecto, su mirada cristalina, todo perdido, separados por su muerte. Mi mente todavía podía recordarlo, pero eso no duraría mucho. El instituto, antes luminoso y con vida, era ahora un lugar muerto y oscuro, donde nadie era quien aparentaba ser. Todos decían ser amigos de todos, pero en realidad, nadie tenía verdaderos amigos. El día pasó como si nada. Miraba el reloj a cada minuto, temiendo que el tiempo pasase, temiendo tener que volver a aquel lugar de pesadilla, donde tendría que enfrentarme, de nuevo, al dolor de su pérdida. El día llegó, tan solo unas horas para el momento de reencontrarme con mis recuerdos, recuerdos que nunca me abandonarían. Llegué andando, como siempre tarde, desde ese día odiaba los coches. Ya estaban todos allí, sus padres, sus amigos… todos me miraron cuando me acerque. Desde aquel siete de febrero, era una muerta en vida, mi corazón seguía latiendo, pero frío y sin vida. Cuando iba a irme algo llamo mi atención. Había comenzado a nevar, pero entre la blanca nieve había un colgante del que pendía la chapa que le había regalado en sus últimas navidades. La recogí de entre la nieve, una muestra del mal gusto de alguno de sus amigos. Estaba fría, lo mismo que estaría lo que quedase de su cuerpo. Al darle la vuelta me di cuenta de que había algo que no estaba igual, una inscripción que antes no estaba igual. <> Las lágrimas inundaron mis ojos, él siempre estaría a mi lado aunque yo no lo pudiese ver. En ese momento volví a la vida, haría lo que él me pidiese, viviría por los dos. […] pronto moriría, la enfermedad mortal que llevaba acosándome durante mis últimos diez años de vida estaba ganando la partida. El colgante todavía estaba sobre mi corazón. Allí llevaba sesenta y tres años. Noté como la vida se escapaba entre mis manos, cada vez era mas difícil respirar, el cansancio podía conmigo… solo un susurro salio de mi boca: -Siempre juntos. Mis últimas palabras en el mundo de los vivos. Cuando me desperté, volvía a ser una joven de 17 años, pero ya no estaba sola, nunca mas volvería a estar sola. Había estado todo este tiempo junto a mí, y como decía su último mensaje, volveríamos a estar juntos, pero esta vez la muerte ya no podría separarnos…


------------------------------------------------------------------------------------
Vota este relato
0 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10

------------------------------------------------------------------------------------
Comentarios



Busca relatos



InicioAgregar a favoritosPoner como página de inicio
siguenos en feedsiguenos en facebook.comsiguenos en twitter.com


¡Tu también nos puedes enviar tus propios relatos!
[Enviar relato]








Web desarrollada con Iwcms.com
Impresiones Web, SL. C/ San Bernardo, 123, 7ª Planta;28015, Madrid (España).Tlf: +34 911 61 01 13 E-Mail : info@impresionesweb.com
Inscrita en el Registro Mercantil de Madrid, Tomo 19602, Folio 112, Sección 8ª, Hoja M-344480, con CIF B-83844787.