criticas (886)
    Criticas de Cine (145)
    Deportivas (37)
    Duras (222)
    Generales (252)
    Juegos (27)
    Literatura (50)
    Musica (76)
    TV y Famosos (77)
   eroticos (3048)
    Anales (115)
    Desvirgaciones (403)
    Dominación (116)
    Fantasías Eroticas (210)
    Gays (497)
    Hetero (787)
    Lesbianas (161)
    Lluvia dorada (28)
    Orgías (164)
    Otros (332)
    Sadomaso (35)
    Transexuales (57)
    Voyerismo (67)
    Zoofilia (76)
   fantasia (2148)
    Epica (233)
    Fantasia General (543)
    Poesia (424)
    Rol (182)
    Romantica (766)
   ficcion (1044)
    Ciencia Ficción (192)
    Futuristas (102)
    Narrativa Libre (660)
    Ovnis (27)
    Snuff (67)
   humor (1088)
    Asi soy yo.... (60)
    Bromas (28)
    Chistes (398)
    Citas y Frases (42)
    Fabulas (45)
    Hechos Reales (186)
    Parodias (197)
    Piropos (67)
    Sexuales (65)
   terror (2722)
    Asesinos en serie (160)
    Espiritismo (124)
    Hechos reales (724)
    Pesadillas (256)
    Teorias (69)
    Terror General (790)
    vampiros (599)
 
 Top 5
    Suicidio Concertado
    Como escapados de un ..
    Solo se ...que me sie..
    Las cosas que nunca t..
    De repente oscuridad
 
Recomendamos
Relatos Cortos, la mayor web de relatos te trae relatos de terror, eroticos, humor, ficcion, fantasia y criticas.
     

  fantasia > EpicaLas aventuras de Harmbrun 1: viaje a Trimprem

------------------------------------------------------------------------------------
 
se publicó en la web el 02 de Enero del 2008

Desde entonces este relato ha sido leido 1,651 veces desde que apareció en www.relatoscortos.com, y ha recibido 14 votos.

Los visitantes han dejado escritos 0 comentarios

------------------------------------------------------------------------------------
  Categoría: fantasia > Epica
  Titulo:

El joven Harem vivía con su tia y su primo en una pequeña villa en un condado olvidado al oeste de Arhumbra llamado Gluoumn. La tia de Harem era una mujer ya mayor que havia sobrevivido durante la guerra que alzó al segundo Señor Oscuro Hramlib. Pero su tia havia pagado un alto precio, pues tenía quemaduras por gran parte del cuerpo y le faltaba una pierna impidiendole trabajar activamente como lo hacía antes. Este sólo era uno de los horribles testimonios de la crueldad del Imperio Oscuro. Harem, además de trabajar con su tia en el campo, era cazador (muy bueno) y ayudaba al herrero de la villa. Un dia, el joven volvía solo a su casa con algunas piezas del alce que había cazado. Como era su costumbre, siguió por el camino que le llevaba a su casa y, de repente tres hombres vestidos como mendigos y con cuchillos afilados saltaron de detrás de rocas y árboles cercanos del camino. Una vez rodeado se acercó un de ellos, el jefe del grupo, gritó: -¡No te muevas, mocoso!¡Deja tu arco en el suelo y dame todo lo que lleves en cima!¡Vamos! El joven se resistía a hacerlo, era la primera vez que lo asaltaban salteadores y no pensaba darles nada. -¿A que esperas? -dijo el jefe levantando su cuchillo- ¡Bruk!¡Desármalo! Uno de los hombres se le acercó por detrás y cuando ya lo tenia a tocar, Harem no espero más, rápido como el pensamiento se guiró, se sacó una daga de caza que llevava escondida y la clavó en el pecho del ladrón, el hombre gritando de dolor, caió al suelo y ya no hizo más. Los otros hombres se sorprendieron del joven de trece años, pues Harem cazaba con las manos y sólo utilizava el arco cuando le era inprescindible, así habia ganado mucha fuerza. Pero los hombre eran más fuertes i ràpidos y se lanzaron sobre él y lo agarraron por los brazos con una brutal fuerza haciéndole tirar la daga al suelo. El jefe, furioso, se le acerco por delante y le dijo: -¡Preparaté a morir, maldito bastardo! -y le dió tales puñetazos en el vientre que le hizo escupir sangre. Harem penso <>. Pero algo empezó a despertarse dentro de el, una llama que iba creciendo. Justo cuando el hombre le fue a sasestar otro golpe, esa llama le dió fuerzas y así se libró de los dos hombres que lo agarraban y al final la llama contenida salió con fuerza con mucha fuerza. Solo duró unos instantes pero hubo un chasquido, mucha luz blanca y mucho fuego y después todo de zenizas. Así Harem se desplomó en el suelo, víctima de un agotamiento repentino, todo sombras y al final se desmayó por completo. Quando despertó ya se encontraba bién, con mucha hambre, y su primo, feliz de verlo recuperado, le dijo que habia dormido casi cinco dias, i le conto que lo encontraron en medio de un circulo de cenizas. Lo único que Harem sabía es que había matado a los hombres y esto no le gustó. Comió un poco, era más de medio dia y su tia le susurro quando el estubo soló: -Harem, tengo que hablar con tigo esta noche quando tu primo se haya dormido. Llegó la noche y su primo se acabava de dormir y Harem fue en busca de su tia que estava a fuera en el cobertizo que tenian. -¡Hay Harem!Lo que he visto -se lamentó la mujer quando lo vió- ¡Escucha me, por favor!¡Tengo que decirte otra cosa inesperada!¡No hay tiempo!¡Tienes que irte! -¿Qué ocurre? -dijo Harem. -¿No me has hoido? -inquirió su tia- ¡Tu y tu primo debéis partir de Gluoumn inmediatamente!¡Lo que siempre temí a ocurrido!¡Nos encontraron! -¿Quienes, qu...que quieres decir? -¡No puedo contarte más! -gritó su tia- Una tropa imperial viene a por ti. Harem se quedo paralizado de terror. -Ahora escuchame -su tia buscó en una bolsa que le colgaba del cinturón- Debes cabalgar con tu primo y cruzar el puente de Grams, luego asta el castillo de Trimprem y mostrarle al conde Frongh en persona esto que te doi. La mujer se saco, al fin, lo que llevaba i le dió un anillo de plata con una piedra azul encastada. -Con esto te dejarán pasar. asta el conde -dijo la vieja mujer- Pide al conde por donde vive el ermitaño Hremsper, también a el enseñale este anillo, el os protegerá. Así Harem i su tia prepararon el ligero equipaje y ensillaron el unico caballo que poseían, después despertaron al primo, Floth se llamaba. Harem cogió su arco su daga y cuando montó al caballo con su primo que casi no se enteraba de lo que ocurría por el sueño la tia le dio a Harem una espada corta. -Toma esta espada -dijo su tia mientras le ofrecía la espada, el la cogió i la guardó- Llévala, es muy buena. Y ahora cabalga veloz. La mujer le dio un golpe al caballo que hizo que saliera corriendo antes de que los muchchos dijeran el último adiós a aquella noble mujer. Harem no sabía montar muy bién pero al poco tiempo ya controlaba al cavallo que corria con rapidez por el camino que los llevaría al puente de Grams. Los dos jovenes nunca habían salido de Gluoumn, pero conocían que el camino que ahora seguían los llevaría al pueblo de Grams, donde un río que pasaba por el pueblo hacía frontera del condado de Gluoumn y el de Trachelm, donde se erguía, con orgullo los oscuros muros del castillo de Trimprem donde residía el conde Frongh y su pueblo en los verdes prados que formaban el condado. Este pueblo siempre había estado en contra del Imperio aun pertenecer a él. Ya era el halba quando pararon para poder ver por fin las lejanas chimeneas humeantes de Grams quando oieron un ruido de cascos y apareció de repente un cavallo negro con su caballero montado detrás de ellos. Los muchachos quedaron riguidos de terror. El hombre, si es que era un hombre, llevaba una túnica con capucha negra, una cota de malla encima, unos guantes de cuero, una capa oscura y una espada le colgaba del cinturón. Lo aterrador era su cara tapada en parte por la capucha. Era casi una calavera pues tenia poca piel pálida pegada en el hueso y escaso pelo, mirar a sus ojos era como ver la muerte pues eran oscuros como pozos. Pero no parecia del todo corporéo, pues era un poco transparente -Alto fugitivos- dijo el hombre muerto con una voz gélida -entregaos o lo pagaréis caro. Harem tardó en responder y su repuesta fue desafiante. -¡Jamás! -Muy bién -dijo el caballero- Que asi sea. Harem hizo correr al caballo y el muerto no espero en imitarlo, entonces empezó la persecución. El caballo oscuro se les acercaba pues ellos llevaban mucho más peso y el jinete extendió una mano hacia ellos. Los dos caballos se encontaban de lado y la mano ya casi había llegado a su objetivo, Floth que estaba encojido con los ojos cerrados y aferrado en el cuello del caballo. Harem fue rápido. Sacó su daga y acuchilló a la mano del caballero pero el jinete ni se inmutó y en la herido no brollo sangre. Atónto el joven canvió de táctica y esta vez lanzó la daga que se clavó en un de las patas delanteras del caballo, este por el repentino dolor tropezó, él y el jinete se derrumbaron. Con esta ventaja llegaron a Grams en pocos minutos y atravessaron el puente i oieron un grito lejano, un maleficio pues de poco les faltó que no caieran al agua, el puente cedió, pero ellos no pararon ni miraron atrás.


------------------------------------------------------------------------------------
Vota este relato
0 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10

------------------------------------------------------------------------------------
Comentarios



Busca relatos



InicioAgregar a favoritosPoner como página de inicio
siguenos en feedsiguenos en facebook.comsiguenos en twitter.com


¡Tu también nos puedes enviar tus propios relatos!
[Enviar relato]








Web desarrollada con Iwcms.com
Impresiones Web, SL. C/ San Bernardo, 123, 7ª Planta;28015, Madrid (España).Tlf: +34 911 61 01 13 E-Mail : info@impresionesweb.com
Inscrita en el Registro Mercantil de Madrid, Tomo 19602, Folio 112, Sección 8ª, Hoja M-344480, con CIF B-83844787.