criticas (886)
    Criticas de Cine (145)
    Deportivas (37)
    Duras (222)
    Generales (252)
    Juegos (27)
    Literatura (50)
    Musica (76)
    TV y Famosos (77)
   eroticos (3048)
    Anales (115)
    Desvirgaciones (403)
    Dominación (116)
    Fantasías Eroticas (210)
    Gays (497)
    Hetero (787)
    Lesbianas (161)
    Lluvia dorada (28)
    Orgías (164)
    Otros (332)
    Sadomaso (35)
    Transexuales (57)
    Voyerismo (67)
    Zoofilia (76)
   fantasia (2148)
    Epica (233)
    Fantasia General (543)
    Poesia (424)
    Rol (182)
    Romantica (766)
   ficcion (1044)
    Ciencia Ficción (192)
    Futuristas (102)
    Narrativa Libre (660)
    Ovnis (27)
    Snuff (67)
   humor (1088)
    Asi soy yo.... (60)
    Bromas (28)
    Chistes (398)
    Citas y Frases (42)
    Fabulas (45)
    Hechos Reales (186)
    Parodias (197)
    Piropos (67)
    Sexuales (65)
   terror (2722)
    Asesinos en serie (160)
    Espiritismo (124)
    Hechos reales (724)
    Pesadillas (256)
    Teorias (69)
    Terror General (790)
    vampiros (599)
 
 Top 5
    Como escapados de un ..
    Solo se ...que me sie..
    Las cosas que nunca t..
    De repente oscuridad
    Valiente Guerrero, Mo..
 
Recomendamos
Relatos Cortos, la mayor web de relatos te trae relatos de terror, eroticos, humor, ficcion, fantasia y criticas.
     

  eroticos > HeteroClases de Matemáticas

------------------------------------------------------------------------------------
 
se publicó en la web el 10 de Noviembre del 2008

Desde entonces este relato ha sido leido 5,879 veces desde que apareció en www.relatoscortos.com, y ha recibido 39 votos.

Los visitantes han dejado escritos 0 comentarios

------------------------------------------------------------------------------------
  Categoría: eroticos > Hetero
  Titulo:

Era el día de las notas en el colegio, como siempre sabía más o menos cuáles iban a ser los resultados. - Sr. Gómez? sí, ya voy. Espero que esté usted contento, como siempre, sólo ha aprobado 2. Decidí reirme para disimular mi vergüenza. Volviendo a casa, sabía perfectamente que mi madre iba a estar esperando los resultados. Abrí la puerta y efectivamente, estaba alli. Después de todo un discurso, castigos medievales y ofensas varias, me comentó que me iban a dar clases particulares. En ese momento, no tenía otra opción que aceptar. - Mañana cuando llegues del colegio subes al 3º que te espera Carmen para darte clases. Para mi asombro, dije - ¿Carmen? -Una mujer de unos 49 años, divorciada y rara-. - Sí, Carmen, ya sabes que es jefa de contabilidad de su empresa y te puede ayudar con las matemáticas. Con un gesto de enfado y a la vez de aceptación por mis resultados, tuve que aceptar. Al dia siguiente, al llegar del colegio subí arriba y llamé a la puerta. - hola Javier, entra. Con un gesto falso di un paso adelante. - Siéntate en este mesa y cuéntame qué materias das. Me senté resignado y empezamos a hablar. LLevando dos semanas con ella, habíamos hablado de muchas cosas, incluso la veia ya con otros ojos, íbamos cogiendo confianza. Lo recuerdo como si fuera ayer. LLamé a la puerta y me abrió con una camisa un poco escotada, pero con una actitd muy normal. Tenía dos buenas tetas que nunca me habia fijado, bastante gordas, como a mí me gustaban. Y hablando me dice - Oye Javier, tienes novia? Y yo pícaro de mí, para forzar un poco la situación a ver hasta qué punto era abierta, le dije que no, que sólo amigas con derecho a roce, y me eché a reir. Ella también se echó a reir y sabiendo ella mucho también, me dice - ya, con tu edad tú...? Me lo dijo en un tono como diciendo jaja... - eres muy joven, no puede ser... Pero ella quería saberlo de verdad porque le interesaba. Decidí meter un farol y dije - Uy, sí, muchas veces. Ella se empezó a reir y me dijo que era imposible y yo le dije que no, que de verdad tengo amiguitas, pero la verdad es que nunca lo había hecho. Y entonces decidí yo preguntar y le dije - Y usted no tiene amiguitos? jejej y nos volvimos a reir y me dijo ella - uyyy hijo, yo desde que me separé nada de nada. - Pues ud está bastante bien bien y es simpática. Ella se ruborizó un poco porque el tema ya estaba calentándose. De pronto, dijo - Un momento, ahora vengo voy a coger el móvil. Me quedé allí nervioso pensando qué podría pasar, si sólo era un comentario y cuando volvió muy lista ella, vino con el tercer botón de la camisa quitado, como si ella no se hubiese dado cuenta. Se sentó a mi lado y debajo no tenía sujetador, le veía toda una teta y el pezón, de pronto noté cómo mi pene crecía y crecía y se ponía durísimo. Seguíamos hablando y yo no paraba de mirarle esa teta tan grande que estaba deseando coger y ella sabía como yo le miraba ahí y no decía nada. Hasta que de pronto me acerqué a ella y le metí la mano por la camisa como un loco y ella me miró. Me vio temblando del calentón que tenía y no me dijo nada, sólo puso su mano en mi pene y empezó a acariciármelo. Yo ya no podía más, me bajé los pantalones y nada más ella tocarme me corrí, me corrí como nunca, mmm qué gran corrida, qué recuerdo. Ella me miró y me dijo mmmmm, a partir de ahora te vas a enterar.


------------------------------------------------------------------------------------
Vota este relato
0 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10

------------------------------------------------------------------------------------
Comentarios



Busca relatos



InicioAgregar a favoritosPoner como página de inicio
siguenos en feedsiguenos en facebook.comsiguenos en twitter.com


¡Tu también nos puedes enviar tus propios relatos!
[Enviar relato]








Web desarrollada con Iwcms.com
Impresiones Web, SL. C/ San Bernardo, 123, 7ª Planta;28015, Madrid (España).Tlf: +34 911 61 01 13 E-Mail : info@impresionesweb.com
Inscrita en el Registro Mercantil de Madrid, Tomo 19602, Folio 112, Sección 8ª, Hoja M-344480, con CIF B-83844787.